Los mejores libros de 2014

domingo, 8 de marzo de 2015
¡Sí, amigos lectores, solo yo soy tan tardona como para demorarme hasta marzo para hacer la lista de las mejores lecturas del 2014!
Llego tardísimo, lo sé, pero como personalmente este tipo de listas me ayuda a la hora de elegir nuevos libros he decidido compartirla con vosotros. Sí, en marzo. Soy consciente pero... ¡vamos allá!

Top 15 mejores lecturas de 2014 
(me ha resultado imposible reducir la lista a 10, lo siento, leí demasiados libros buenos el año pasado)
Los libros aparecen ordenados cronológicamente, no de acuerdo a la cantidad de amor bibliófilo que despertaron en mí.

  1. Que el tiempo nos encuentre, Teresa Viejo. Simplemente, me apasionó esta historia, me gustó muchísimo toda ella y me transportó a un mundo que no conocía (la posguerra española... pero en Hispanoamérica, desde el punto de vista de inmigrantes españoles).
  2. La sociedad literaria y el pastel de piel de patata de Guernsey, Mary Ann Shaffer y Annie Barrows. Todo un descubrimiento del club de lectura Té con Tagore al que pertenezco. Es una novela epistolar ambientada durante los años posteriores a la II Guerra Mundial en la pequeña isla de Guernsey y es, simplemente, adorable. Gustó mucho entre los miembros del club y, al buscar la portada para enseñárosla he descubierto que ¡se va a llevar al cine! 
  3. Tu nombre después de la lluvia, Victoria Álvarez. Me encantó este libro, como todos los de Victoria. En esta ocasión nos lleva hasta Irlanda a investigar una banshee (un espíritu que anuncia la muerte de uno de los miembros de la familia a la que se le asocia) que ha decidido extrapolar sus funciones y matar de puro terror a personas que no forman parte de su familia.
  4. La niña que hacía hablar a las muñecas, Pep Bras. Una delicia de novela, llena de giros y que va directa al grano. No es muy extensa, pero en ella caben muchas otras novelas, muchos géneros que se entretejen para conformar una novela llena de aventuras.
  5. Y entonces sucedió algo maravilloso, Sonia Laredo. En serio, corred a leer este libro si amáis los libros porque os va a encantar. Esta historia, sencilla pero llena de ternura y grandes reflexiones, es un canto al poder de la literatura para sanarnos y... ¡la adoré!
  6. Huéspedes inesperados, de Sadie Jones. Ya os hablé de ella aquí... poco más que añadir. Bueno sí, ¡todavía me acuerdo de la sorpresa que me llevé con ella!
  7. El jilguero, Donna Tart. Ufff, un novelón difícil de digerir (que no de leer), de los que se quedan contigo muchos días después de haberlos terminado. Recuerdo haberme agobiado mucho en algunos fragmentos porque ciertamente, la historia no es la alegría de la huerta y tanto pesimismo me llegó a afectar profundamente.
  8. La leyenda de la isla sin voz, Vanessa Montfort. Qué bonita y qué tacto para escribir tiene esta autora. Me gustó mucho leer a Dickens como personaje y la ambientación fue de diez. Muy recomendable.
  9. Una y otra vez, Kate Atkinson. Fue un regalo de cumpleaños de mi amigo Pedro y lo devoré. Es algo extraña porque juega con la premisa de que al nacimiento de nuestra protagonista se produce un bucle temporal que hace que, cada vez que muere, vuelva a renacer. Una vez entras en su juego, es apasionante.
  10. Nos vemos allá arriba, Pierre Lemaitre. ¡Y pensar que lo saqué de la biblioteca sin mucha fe! No sé, no me había informado bien o asocié el título a la aviación y no me llamaba nada de nada. Qué equivocada estaba. Me encontré con una novela trepidante, una pícara aventura de dos supervivientes de la I Guerra Mundial que se me acabó en un suspiro.

  11. Te regalaré el mundo, Marta Fernández. Quizás porque los autómatas me encantan y porque sobre ellos versa la cuarta novela que he escrito, esta novela me cautivó por completo. Estoy tan metida en el mundo de los ingenios mecánicos que descubrí todo el meollo demasiado pronto peeeero, aún así me gustó muchísimo. 
  12. Mañana en la batalla piensa en mí, Javier Marías. En fin, es un Javier Marías. ¿Tengo que añadir más? Vale, pues lo haré: una prosa lírica llena de frases para enmarcar, un fluir del pensamiento que parece casual pero está estudiadísimo y una trama breve pero muy elaborada. De 10.
  13. El museo de la inocencia, Ohran Pamuk. Otro regalo de Pedro (gracias mil!) que me tuvo muy enganchada y me carcomió poco a poco a lo largo de sus agobiantes 800 y pico páginas. Es la radiografía milimetrada de un desamor y está tan tan llena de dolor y pérdida que me dejó muy tocada.
  14. La nieta del señor Linh, Phillipe Claudel. Segunda sorpresa del club de lectura. En serio, en serio, no os perdáis esta novelita que se lee en un suspiro, está baratísima en bolsillo y es PRECIOSA.
  15. El impostor, Javier Cercas. ¡Cómo odié a Enric Marco! Y qué bien lo hace Cercas para atraparme siempre aunque sea con un reportaje de cientos de páginas. Un libro necesario, me atrevería a decir. Por si no lo conocéis, Enric Marco es un señor que durante casi toda su vida fingió haber estado en un campo de concentración nazi y hasta llegó a ser presidente de la asociación de supervivientes del holocausto española. Muy fuerte, porque lo peor es que cuando se descubrió su mentira él ni se arrepintió ni admitió que había inventado su vida.
Y ya está, esto es todo por hoy. Próximamente (espero que dentro de muy poquito) haré mi lista top mejores películas de 2014. Dadme un toque si no la publico en unos días porque, en serio, no quiero acordarme de que no la hice allá por junio.

¿Cuáles fueron vuestras mejores lecturas del año pasado? ¿Habéis leído alguna de las que yo cito? ¿Cuál os llama la atención?

¡Hasta la próxima!

Ana.

5 comentarios:

Laura López Lamiel dijo...

¡Hola, Ana!

Me ha encantado tu lista :) Muchos de estos libros los conozco por tus recomendaciones y los tengo apuntados en mi lista de libros que quiero leer en verano :) Mis lecturas de este año se han basado en las que mis profesores me han recomendado para la carrera. Yo te recomendaría "Catellio contra Calvino", de Stefan Zweig. Está basado en una historia real y narra como Castellio, un humanista, se alzó contra el dictador Calvino ya que este había quemado en la hoguera a Miguel Servet por el simple hecho de no pensar como él. La narración es espléndida y te das cuenta de como funcionan las dictaduras. Muy, pero que muy recomendable. Me lo tuve que leer para mi asignatura de historia y cultura alemana y me encantó. Ha sido mi gran descubrimiento. Por cierto, mi profesor nos recomendó un libro que se llama "El Hereje", de Miguel Delibes, un libro que pienso leerme este verano :) Y por otro lado, te recomiendo "Medio Sol Amarillo", de Chimamanda Ngozi Adichie. Habla sobre la guerra de Biafra y está muy bien escrito. Es una gran hstoria que contiene grandes personajes. A mí me ha impactado y me ha dado a conocer un conflicto que hasta la fecha no sabía de su existencia. Me lo he tenido que leer para mi asignatura de estudios poscoloniales y es un novelón.

¡Un beso muy grande, guapa!

AnaCremades dijo...

Muchas gracias, Laura!! Tomo nota de tus recomendaciones, siempre aciertas. El hereje es una pasada, a mi hermana se lo mandaron en el instituto y yo lo leí después, cuando ella se lo acabó. En fin, es Delibes, a mí personalmente me encanta.
Si no has leído nada de él le tengo especialmente cariño a Mi idolatrado hijo Sisí, que es el retrato de cómo mimar a un hijo puede convertirlo en un auténtico inútil. Está superbien y el humor de Delibes es de lo más socarrón.
Gracias de nuevo por las recomendaciones.

Un abrazo,
Ana

Bucker dijo...

Gracias por la lista!

AnaCremades dijo...

De nada. Si te animas con alguna lectura, me encantaría conocer tu opinión. Un abrazo! Ana

Bucker dijo...

Inicio con Una y otra vez y El impostor... ya te aviso cómo me va. ;)